El Poder Judicial de México «está podrido» y «dominado por la corrupción», aseguró el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador. Así defendió la necesidad de seguir adelante en la reforma al Poder Judicial, pese a la reacción de los mercados bursátiles y del peso mexicano.

«Están equivocados quienes están pensando que vamos a dar marcha atrás al propósito de reformar el Poder Judicial, que está podrido, que está dominado por la corrupción, solo porque hay nerviosismo financiero. No [daremos marcha atrás] porque sabemos que si limpiamos [el rubro judicial], en el supuesto que tengamos desajustes en la paridad [cambiaria], al mediano o largo plazo, las modificaciones nos ayudarán a todos», aseveró en conferencia de prensa.

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *